jueves, 9 de noviembre de 2006

Saber esperar

Saber esperar.Esa es la clave.


Muchas veces me frustro..porque no veo los resultados de las cosas, a corto plazo no veo mejora, me impaciento,creo que no lo hago bien. Y saber esperar es el truco.Con el tiempo, todo se moldea, toma forma, los resultados se van viendo.

Ilusión, no la pierdo.Y la esperanza tampoco. ¡Sin esto nada funcionaría!

Estoy contenta.
La uni va muy bien, de verdad, creo que esta es mi carrera.Estoy feliz.Este año es completamente teórico, pero me molan mucho las asignaturas. Además, me imagino en tres añitos,o incluso el año que viene, mis primeras prácticas en hospitales, y me veo allí. La gente genial,super atentos y muy maja, todo tipo de personas.

Lo demás, pues todo muy bien.Xaire a tope,con ganas de muchas reuniones, la convivencia de la semana que viene, con ilusión por preparar todo.
Las clases con el niño bien, con muchos retos por delante.

Voy un poco petada con todo, pero me siento bien así.Me gusta estar ocupada, tener cosas que hacer. Me organizo mejor, me siento útil,me encanta todo lo que hago.Así que creo ir un poquillo agobiado tb merece la pena.:)Eso sí,siempre con control.

Así que mucha ilusión, y sobre todo paciencia.

Y al hilo de mis ilusiones, mi vida...unas fotitos







Foto del aquipo de monitores de cuarto de Xaire
¡ALÉGRATE!



Mis hermanos y yo(Sara, yo y Dani)

3 comentarios:

carlos dijo...

Hola y felicidades!

Felicidades por tu gran blog, la verdad es que me ha llevado tiempo leer con detenimiento tu blog porque hay cosas muy chulas y se ve el sentimiento que has puesto en ellas. Con muchas me he sentido identificado, le has puesto palabras a cosas que yo no he sabido ponerselas en ciertos momentos de mi vida. Por eso GRACIAS
y sigue viviendo y escribiendo así que seguramente le estés siendo luz para mucha gente.

Daniel dijo...

Yo he metido tantas veces la pata por no saber esperar. En las relaciones humanas, en la relación con uno mismo y en la relación con Dios el tiempo juega un papel fundamental. Hace falta tiempo para digerir sentimientos, integrarlos, hace falta tiempo para analizar varios puntos de vista, hace falta tiempo para dejar que a Dios hacer su trabajo...
La tentación de precipitarnos surge porque queremos huir de ese estado de indecisión o suspense de nuestra via, sin embargo no suele solucionar nada, es más, acaba agravando las cosas. Se llama huida hacia adelante.
Además el refrán es cierto Lo bueno se hace esperar

Natalia dijo...

Hola

Soy una joven o no tan joven de Chile (26 años, escorpio igual que tú), que circunstancialmente encontré tu blog, pues buscaba por google la canción "Tú, mi alfarero" de una monja de mi país, y veo que el talento de ella cruzó el océano y llegó al corazón de una niña española tan buena como tú.
Te cuento de mí. A mi madre en menos de un año le han detectado dos cáncer y como familia somos muy católicos menos mal.
A mi madre le gusta este tema del alfarero, y gracias a ti lo pude anotar.
Soy periodista y estoy sin trabajo, pero cuidando a mi madre que la amo con toda mi alma. Creo que estás dejando con tu blog un buen mensaje para tanta basura que se encuentra en internet. Te felicito!!
Respecto a tus mensajes, la verdad que cuando uno conoce el cáncer, la sola noticia paraliza y da miedo. Cuesta dejarse en las manos de Dios y cuesta pensar que el tiempo mejorará las cosas, cuando esta enfermedad por lo general en vez de estancarse avanza y consume a sus portadores.
¿Cómo ser positivos en casos como éste? ¿Cómo no dejar de sentir miedo si hasta Jesús lo tuvo ante lo inevitable?
Ojalá pudiéses ahondar más en estos temas humanos.
Que estés muy bien y gracias por abrir tu corazón!!!
Se despide
nataliaperiodista@yahoo.es